30.11.2015 16:15 - en Serie A S

      Noviembre bianconero

      Share with:
      • 1
      • 3
      • 2
      Cinco empates y un empate: el resumen del fantástico mes de noviembre bianconero

      Si contamos el Derby della Mole de Halloween, que se jugó el sábado 31 de octubre, como un delicioso aperitivo del mes de noviembre e incluyéndolo en la racha de partidos que han permitido la recuperación del equipo en el campeonato y en Champions, se puede aplicar fácilmente el título de nuestra crónica de anoche, ‘Prueba de fuerza’, a los últimos 30 días. 

      Los jugadores han hecho un gran mes de noviembre, recuperando puntos en la clasificación y pasando de ronda en Europa. Confiaba en que la Juve tuviera las cartas en orden para remontar. Pero el campeonato es aun muy largo y estamos lejos de la cabeza

      Massimiliano Allegri 29/11/2015

      Desde hace tiempo había una palabra que Allegri y sus jugadores pronunciaban con una insistencia casi obsesiva: continuidad. De resultados, primero. Y de juego, después.

      Así, noviembre no solo ha sido el mes de la constancia en los resultados, sino también del dominio con convicción y de la madurez en cada partido disputando, mejorando. Ganar el derby en el último segundo, por segundo año consecutivo, fue una broma atroz, estilo Halloween, pero de nuevo maravillosa. 

      Ese gol de Cuadrado, increíble, ha sido uno de los puntos de inflexión de la temporada. Y paciencia por si no fue un noviembre, sino algunas horas antes. Entra por pleno derecho en esta historia.

      El gol certificó que el lema #FinoAllaFIne no solo seguía siendo válido para la Signora, sino que nunca lo había dejado ser. Anclado en el subconsciente de todos los bianconeri, también en los momentos más oscuros de la temporada, como ese infausto primer tiempo del Sassuolo-Juve, tras el cual llegaron las providenciales palabras de motivación del capitán y de Evra.  

      “Esta no es la Juve”, había sentenciado el campeón francés tras el partido de Reggio Emilia, anticipando que la actitud cambiaría a partir del derby contra el Toro. Dicho y hecho. 

      El partido contra el Monchengladbach, que en su momento pareció un frenazo, fue sin embargo una etapa clave en el crecimiento de la Juve, como certificó el míster tras el partido. En ataque teníamos un equipo en una forma excelsa, que acababa de ganar 4-2 a los campeones de Europa League y en casa podía contar con el impresionante apoyo del público. Pero ese carácter mostrado contra el Toro se vio sobre el campo, tras el himno de la Champions: si los progresos a nivel físico sobre el campo ya estaban a la vuelta de la esquina, a nivel mental ya se habían conseguido.

      Progresos simbolizados en el retorno de Stephan Lichtsteiner, puntual y tenaz como siempre, fantástico para cambiar el rumbo de la historia con un gol importante y espectacular. Fantástico como sus compañeros, que supieron reaccionar al asalto alemán, que intentó anotar hasta el último segundo, salvando así un empate que mantenía al Sevilla a cinco puntos y la clasificación más cerca.

      Otro sinónimo de madurez, sin duda. 

      3 fotos por partido, 2,66 puntos de media por encuentro

      En Empoli la Juve volvió a estar por debajo en el marcador en el primer tiempo, pero de nuevo mostró que la época de bajar la cabeza había pasado, remontando el resultado con Mandzukic (que cuando anota siempre hace ganar al equipo) y Evra, cerrando el marcador con Dybala. Pruebas de remontada con un Allegri que había sido categórico en la víspera diciendo “tenemos que ganar el segundo partido consecutivo”.

      Por otra parte no puede haber ambiciones sin una racha importante de triunfos, a completar tras el parón de selecciones internacionales.

      Volviendo a la base, los campeones de Italia superaron a un Milan sólido gracias a la conexión Pogba-Alex Sandro-Dybala y a una defensa impermeable, con un Buffon atento (el día que alcanzaba a Scirea con 552 partidos) y un centrocampo perfecto en ambas fases. 

      Contra los rossoneri no fue un partido brillante, al menos en el primer tiempo, con ritmos bajos y ausencia de verticalizaciones, con pocas emociones al comienza. Luego la Juve, administrando a la perfección los ritmos del partido, consiguió marcar diferencias: y cuando la hace, no le puede seguir nadie.

      Ni siquiera el Manchester City, vencido gracias al mejor partido de la temporada en la mágica noche de Champions en Turín que nos dio la clasificación.

      Y tras la noche del Barbera, cuyas imágenes siguen frescas en nuestros ojos, solo podemos citar al goleador de anoche, Simone Zaza, símbolo de una Juve que siempre sabe responder ‘¡presente!’ cuando la llaman, en cualquier situación.

      Con esto se cierra nuestro resumen de un mes inolvidable y nos despedimos hasta Navidad. En ese momento querremos lanzar las primeras cuentas, desde el lugar más alto posible de la clasificación, con un trofeo ya conquistado (la Supercoppa) y una clasificación para octavos de final conseguida en el grupo de la muerte de Champions. 

      Nuestro objetivo es llegar lo más alto posible. Y para hacerlo tenemos que ganar cada partido. 

      Simone Zaza 29/11/2015

      La comparación entre 2014 y 2015

      Mirando las frías estadísticas, comparando con el fabuloso mes de noviembre 2014, cuando la Juve consiguió seis victorias de seis (Empoli, Parma, Lazio y Torino en el campeonato y Olympiacos y Malmoe en Champions), con una media de tres puntos partidos, 19 goles anotados y solo 3 encajados, se descubre que la marcha no ha sido tan diferente este año.

      Cinco partidos ganados y uno empatado (media de 2,66 puntos por partido) con 11 goles anotados y 3 encajados. Aunque hemos anotado algo menos, hemos recuperado la solidez defensiva con la que, como se dice, se ganan los campeonatos a final de temporada. 

      ¿Qué ha cambiado?

      EN CHAMPIONS LEAGUE
      El baricentro se ha bajado, pasando de medio (53,3m) con el 4-3-1-2 del año pasado, a muy bajo (45,9m), manteniendo, eso sí, la misma longitud (37.1m vs 38,3m) y anchura. Señal de que Allegri ha querido apuntalar primero la defensa para comenzar desde allí la reconstrucción. Hay que tener en cuenta las diferencias entre los partidos: el año pasado contra el Olympiacos fue un asalto con riesgos, cuando la Juve tuvo la obligación de lanzarse al ataque en busca del gol. Este año la Signora ha podido gestionar mejor las situaciones gracias al botín de puntos conseguido en los dos primeros partidos del grupo.

      Este año los toques de balón han disminuido (553 vs 781) en noviembre, así como el total de pases (360 vs 581), pero ha la actitud ante el fuera de juego ha sido alta o muy alta. Similares datos defensivos, más allá del mismo número de goles encajados, si bien cabe señalar que en 2015 la Juve ha mejorado la eficacia de sus intervenciones en el área de penalti, pasando de 43,5 intervenciones positivas a 51.

      Los números sí que han bajado este año: verticalizaciones (146 vs 189), pases en largo (56 vs 68), apoyos de espaldas (6 vs 15), jugadas útiles en el área (17,5 vs 29) y porcentaje de eficacia (9% vs 17%). Pero hay que considerar que el nivel de los rivales enfrentados (el Manchester City) o el estado de forma de ellos (como el Borussia) permite no lanzar inútiles alarmismos. 

      EN SERIE A
      En el campeonato el equipo ha mantenido, con la defensa a tres, el mismo baricentro medio que el año pasado (51,2m), pero ha jugado con una actitud completamente diferente respecto al fuera de juego: bajo este año (14m) frente a uno muy alto (29,4m) la temporada pasada. Este año la Juve recupera más balones (60,75 vs 60,25), vence los mismas entradas (13,5) e intercepta más balones (15,75). Este grupo juega con más verticalizaciones (175 vs 168), menos apoyos de espaldas y consigue lanzar más centros (17 vs 15,25) a la cabeza de sus torres -como anoche Dybala para Mandzukic-. Ha bajado el porcentaje de efectividad ante portería (27% vs 18%) pero no olvidemos que hay un partido que falsea las estadísticas por su abultado marcador, el 7-0 al Parma.

      En resumen la Juve se ha asentado desde el punto de vista defensivo, volviendo a marcar ritmos comparables a los del año pasado, experimentado más tácticamente y con varias soluciones disponibles para Allegri con el partido ya empezado. 

      Share with:
      • 1
      • 3
      • 2
      Information on the use of cookies
      This website uses cookies and, in some cases, third-party cookies for marketing purposes and to provide services in line with your preferences.
      If you want to know more about our cookie policy click here.
      By clicking OK, or closing this banner, or browsing the website you agree to our use of cookies in accordance with our cookie policy.
      OK