paolo rossi ricordo

Adiós, Paolo

SHARE
Adiós, Paolo
Adiós, Paolo
Adiós, Paolo

Una noticia horrible para comenzar el día.

Paolo Rossi, Pablito, falleció anoche. Fue el héroe de una Copa del Mundo inolvidable para toda Italia, pero para nosotros fue mucho, pero mucho más.

Paolo representa todo para la nación de fans de la Juventus, acostumbrada a celebrar con él frente a sus televisores semana tras semana. Y a pesar que esas televisiones se volvieron a color, nuestros momentos siempre permanecieron en blanco y negro.

Si miras en tu habitación, seguro encuentres un poster de ese increíble equipo de la Juventus, que ganó todo lo que fue posible entre 1981 y 1985, cuando Paolo estaba ahí para anotar los goles importantes. En la Juve pudo renacer, dejando atrás momentos complicados, convirtiéndose en el jugador celebrado en plazas de cada ciudad de Italia en el verano de 1982.

Habiendo jugado para la Juventus a nivel juvenil entre 1973 y 1975, disputando tres partidos de Coppa Italia, la verdadera carrera de Paolo con los Bianconeri comenzó en 1981, pese a que pudo disputar solo tres partidos esa temporada. A pesar de eso, sus apariciones convencieron al técnico Enzo Bearzot, quien lo llevó a España, en donde maravilló con goles increíbles en partidos increíbles, volviendo con la Copa del Mundo luego de un torneo inolvidable. Sus esfuerzos le valieron el Ballon d’Or, premio que lo consagró como el mejor jugador del planeta.

Paolo convirtió todo tipo de goles, utilizando su estilo físico único a su favor. "Cuidado con Rossi", decían los porteros, pero antes que los defensores pudieran darse cuenta, Paolo ya había depositado la pelota en el fondo de la red.

Anotó 44 veces durante su paso por la Juventus, ganando dos Scudetti, una Coppa Italia y tres títulos continentales: la Copa Winners Cup, la Supercopa Europea y la Copa de Europa.

Quizás el gol más icónico de Paolo fue el segundo contra Manchester United para enviar a la Juventus a la final de la Copa Winners Cup en 1984. Luego de un empate 1-1 en Manchester, la Juve y el United estaban 1-1 con 90' en el reloj del duelo en Turín. A segundos de que termine el partido, fue Paolo quien reaccionó rápido al remate de Gaetano Scirea y luego de un desvío definió con suavidad ante la salida del portero, desatando la locura de los fans.

Si pudieron encontrar ese viejo poster, vuelvan a colgarlo. Y despidan a ese fantástico número 9. No hacen muchos como él.

Ciao, Pablito.

Relacionado